Emmys 2014 – El doctorado de Breaking Bad

Bv8caq-IUAAZPuP

Pasó el lunes por la noche y los Emmys ya son historia. Unos premios que pasarán a la historia por se la última vez que veremos sobre un escenario a Bryan Cranston y Aaron Paul recogiendo premios por la magnífica Breaking Bad.

Precisamente fue esta última la gran triunfadora de la gala (una vez más). Su premio como Mejor Serie de Drama se daba casi por sentado. Únicamente tenía la amenaza de True Detective, una amenaza que al final quedó en la nada. Esto se hizo patente en la categoría de Mejor Actor de Drama, un premio que todos le dimos antes a Matthew McConaughey (porque dábamos por sentado que este era SU año) y que al final se llevó con todo merecimiento el gran Bryan Cranston.

El rodillo de Breaking Bad no quedó ahí ya que Aaron Paul se alzó con el galardón a Mejor Actor Secundario de Drama nuevamente. Y lo hizo pasando por delante del gran Peter Dinklage (Game of Thrones) o de John Voight (Ray Donovan). Quien también se llevó el gato al agua Anna Gunn, arrebatándoselo de la misma cara a la gran Christine Baransky, que parece que nunca va a ganar (una pena).

Fue en la única categoría de drama en la que Breaking Bad no optaba a nada donde saltó una de las grandes sorpresas de la noche (no para mi, ya que había apostado por ella). Julianna Marguiles se alzaba con el galardón a Mejor Actriz de Drama por delante de la que para muchos era la gran favorita Robin Wright (House of Cards) y más sabiendo que venía de ganar el Globo de Oro meses atrás. Pero es que Alicia es mucha Alicia, y esta temporada ha sido, con diferencia, la mejor de toda la serie y por qué no decirlo, la mejor temporada de toda la temporada televisiva. Y eso para una serie de network es mucho decir.

Donde no hubieron prácticamente sorpresas fue en las categorías de comedia. Modern Family volvió a triunfar por quinto año consecutivo. A este paso, no cuantos records más va a romper. De momento anoche rompió el de Frasier al igualarla con 5 galardones.

La verdad es que no aposté por ella porque considero que la comedia de Christopher Lloyd y Steve Levitan está dando signos de agotamiento, pese a tener episodios memorables. A mi juicio, hay comedias como Veep que están en mucha mejor forma que la mencionada, pero bueno, bien es sabido que a los académicos les encanta la comedia de nuestra familia “moderna”.

El reinado de Modern Family solo se vio prolongado en la categoría de Mejor Actor Secundario de Comedia en la que Ty Burrell se alzó con el premio (yo la verdad es que no aposté por él), un premio completamente merecido.

Aparte de los resabidos triunfos de Modern Family y Breaking Bad, la noche de ayer sirvió para coronar a la que es una de las reinas (si no la reina) de la comedia actual. Julia Louis-Dreyfus se llevó el Emmy a la Mejor Actriz Principal en Comedia por su tremenda interpretación de Vicepresidenta Selina Meyer en la comedia de la HBO Veep.

Otro que volvió a triunfar, y la verdad es que ya he perdido la cuenta, fue Jim Parsons, que se hizo de nuevo con el Emmy al Mejor Actor Principal en Comedia por su excelente interpretación de Sheldon Cooper en The Big Bang Theory. Una comedia que, podrá tener muchísimos detractores, pero al fin y a al cabo funciona. Es más arrastra masas y masas de gente semana tras semana.

MINISERIE Y PELICULA PARA TELEVISIÓN

Aquí la verdad es que pocas sorpresas. El galardón a Mejor Miniserie se lo llevó, como no podía ser de otra manera, Fargo. La magnífica continuación / spin-off de la película de los Cohen se ha alzado como una de los seriones de la temporada.

En cuanto a la categoría de Mejor Película para Televisión, el premio fue, como era de esperar, para la película de Ryan Murphy The Normal Heart.

En cuanto a las categorías de actores, Benedict Cumberbatch se hizo con el premio por Sherlock, Martin Freeman por Fargo y Jessica Lange (de nuevo) y Kathy Bates por American Horror Story: Coven.

Y hasta aquí todo que dio de si la gala en cuanto a premios.

Por cierto, aquí os dejo mi porra realizada el día de ayer. Fallé con Cranston, Peter Dinklage, Ty Burell y Modern Family (puse que ganaba Veep). No está mal… 😛

@HugoBlanes

Anuncios

Emmys 2014 – Mi porra

bsl-2014-1180x520

“Nunca es tarde si la dicha es buena”, o eso me decía mi abuela. La verdad es que tras meses con el blog “abandonado” quiero retomar mi actividad y qué mejor manera que haciendo mi propia porra de lo que creo que pasará esta noche en la gala de los Emmys.

Mi predicción deja de lado el corazón, pese a que alguna reflexión reivindicativa caerá en alguna de las categorías (disculpad por ello si no os gusta, pero al fin y al cabo, esto es un blog de opinión).

Por cierto, esta porra es SOLO de la parte de series de televisión. Dejo de lado las miniseries porque solo he visto Fargo y no puedo opinar sinceramente.

Vamos primero con las categorías de DRAMA.

MEJOR SERIE DE DRAMA

emmy_2014_1

Yo apuesto por Breaking Bad. La brillante serie de Vince Gilligan merece el reconocimiento final a una serie que ya es historia de la televisión. Unicamente el huracán llamado True Detective podría privarla de dicho reconocimiento, pero también es cierto que en mi opinión, el “efecto True Detective” poco a poco se va diluyendo, en parte porque este año está siendo muy prolífico en cuanto a seriones se refiere.

El resto de nominadas tendrán que conformarse con el “honor” de haberlo sido. Eso si, lo que me parece insultante es la ausencia de The Good Wife (en la que ha sido su mejor temporada), pero eso ya es otro cantar.

MEJOR ACTOR DE DRAMA

emmy_2014_2

Pocas dudas de que Matthew McConaughey se va a alzar con el galardón. El 2014 está siendo su año en todos sus sentidos y en los Emmys no iba a ser menos.  Su tremenda interpretación del enigmático detective Rust Cohle le valdrá el galardón, seguro. Además, bien es sabido el gusto de los académicos de televisión en premiar a actores de cine “infiltrados” en el medio.

Aquí ocurre exactamente lo contrario que en la anterior categoría ya que de no ser por el “huracán McConaughey” estoy completamente seguro de que el gato al agua se lo hubiese llevado el genial Bryan Cranston por su ENORME interpretación de Walter White en Breaking Bad. En su contra tiene, aparte de lo ya mencionado, que hace relativamente mucho tiempo que su serie terminó y la memoria de los académicos es muy efímera.

MEJOR ACTRIZ DE DRAMA

emmy_2014_3

Esta es sin duda una de las categorías más disputadas, en mi opinión, pero si he de decantarme por una, esa sería sin duda Julianna Marguiles. Alicia Florrick ha sido la reina indiscutible de la temporada, que junto a su serie, The Good Wife, ha sido de lo mejor del año. Además, su cambio de registro y evolución a lo largo de la temporada merecen ser premiados si o si.

Su máxima rival sin duda es Robin Right por su papel de la calculadora Claire Underwood en la entretenida House of Cards. A su favor cuenta con que ya se hizo hace algunos meses con el Globo de Oro por dicho papel.

El resto de candidatas las veo en otra liga. Unicamente sobresale mi querida Lizzy Caplan, que en otras circunstancias sería una de mis favoritas, pero que con el nivel de este año, no le veo ninguna posibilidad. Las otras, Claire Danes, Michelle Dochery y Kerry Washington (esta última es insultante que esté siquiera nominada), nada de nada.

MEJOR ACTOR SECUNDARIO DE DRAMA

emmy_2014_4

Yo apuesto por Peter Dinklage. Su tremenda actuación como Tyrion Lannister en Juego de Tronos bien le vale el galardón. Además, esta temporada ha sido la de su lucimiento particular gracias en parte a ese magnífico monólogo durante su juicio. Sin duda, el momento de la temporada (y uno de los mejores de la serie).

La verdad es que Peter no lo tiene fácil ya que cuenta con pesos pesados como Aaron Paul, que también podría alzarse con el premio a modo de despedida de la serie, o John Voight, muy del gusto de los académicos por su condición de estrella de Hollywood, tienen posibilidades.

MEJOR ACTRIZ DE DRAMA

emmy_2014_5

Si tengo que elegir con la cabeza, elijo a Anna Gunn, y si tengo que elegir con el corazón me decanto por Christine Baransky.

La primera porque su interpretación en los ultimos episodios de Breaking Bad es sencillamente sublime y la segunda porque ella es la CLASE en The Good Wife, y porque a raiz de los acontecimientos de este año en The Good Wife, ha sacado a relucir sus mejores artes.

El resto de actrices noninadas, la verdad es que no lo veo. La nominación de Lena Headley la veo ya en si como un premio, mientras que las nominadas de Downton Abbey, simplemente no están a la altura, al igual que la serie, que durante su cuarta temporada ha dado un bajón de calidad considerable. Por último, la entrañable Christina Hendricks ha pasado completamente desapercibida por lo que ni siquiera entiendo su nominación.

Dejamos el drama y pasamos a la COMEDIA.

MEJOR SERIE DE COMEDIA

emmy_2014_6

Para muchos Orange is the New Black es la indiscutible favorita, pero yo apuesto todas mis cartas por Veep. Ha sido mi último descubrimiento y la verdad es que su última temporada es memorable. Es sin duda mi opción más firme para destronar a Modern Family.

No creo que The Big Bang Theory se alce con el galardón (algo que si que ocurrirá en otra categoría que ahora veremos), pese a ser una de las favoritas tanto de público como de parte de la crítica (esto último la verdad es que no lo entiendo).

MEJOR ACTOR DE COMEDIA

emmy_2014_7

No es mi opción preferida pero estoy casi seguro de que Jim Parsons se alzará de nuevo con el galardón. Él, junto a Kaley Coucco, son The Big Bang Theory, y su personaje de Sheldon Cooper es tan brillante como cargante.

En un mundo justo, Louis CK debería ganar, pero ya sabemos que eso no va a ocurrir ya que su serie es considerada “minoritaria” y no arrastra tanta audiencia como la serie de los científicos frikis.

MEJOR ACTRIZ DE COMEDIA

emmy_2014_8

Julia Louis-Dreyfus, así, sin más. Ella es Veep, ella es Selina Mayer, ella es todo. Su única rival podría ser Taylor Schilling por la sobrevalorada Orange is the New Black, pero yo creo que no tiene nada que hacer frente a este MONSTRUO de la comedia.

El resto de candidatas, pues en otras circunstancias, este punto se hubiera convertido en un alegato en defensa de Amy Poehler por Parks and Recreation, pero creo que su Globo de Oro fue el máximo galardón que obtendrá esta fantástica reina de la comedia. Del resto, Lena Dunham, Edie Falco y Melissa McCarthy, nada de nada.

MEJOR ACTOR SECUNDARIO DE COMEDIA

emmy_2014_9

Mi apuesta va para Tony Hale y su tremenda interpretación del pelota Gary en Veep, que en su tercera temporada alcanza su máximo esplendor. Únicamente Ty Burrel lo veo con posibilidades de ganar en el caso de que Hale no lo hiciera, pero como ya tiene uno, pues no creo que gane.

También seria hora de que reconocieran el grandísimo papel de Jesse Tyler Ferguson en Modern Family, pero no creo que este sea su año.

MEJOR ACTRIZ SECUNDARIA DE COMEDIA

emmy_2014_10

Tengo pocas dudas de que será Allison Janney quien ganará. Su papel en Mom sustenta toda la serie. De hecho, creo que sin ella, estaríamos hablando de que Mom es una comedia “sin más”.

Sus más directas competidoras son Julie Bowen por Modern Family y Anna Chlumsky por Veep. La primera ya tiene uno por este papel por lo que no creo que repita, pese a que Claire es adorablemente divertida (memorable es su episodio de los piojos). La segunda ha sabido quitarse de encima el “sambenito” de ser la chica mona que salía junto a Macaulay Culkin en My Girl (1991) y su innecesaria secuela.

Y hasta aquí mis predicciones. Mañana veremos cuantas categorías he acertado…

Hasta mañana!

@HugoBlanes

Netflix y la nueva forma de consumir televisión

netflix

No cabe duda de que la irrupción de los servicios de suscripción de contenidos audiovisuales a través de Internet, con Netflix a la cabeza y Hulu o Amazon Prime tras su estela, están cambiando la forma de consumir televisión. Al menos en los países en los que dichos servicios están disponibles (lamentablemente, España sigue siendo el tercer mundo audiovisual).

Pero más allá de su oferta o de su precio, quiero centrar mi reflexión en la manera que tiene Netflix de “publicar” sus series de producción propia.

Hasta hace relativamente poco, la única* manera de seguir una serie de televisión era aceptar las reglas de emisión de cada cadena y esperar semana tras semana a que se estrenara un nuevo episodio. Esto lleva también implícito el sufrir los temidos y odiosos parones de emisión. Ya sean series de cadenas generalistas (o networks) o de cable, cada episodio se emite semanalmente hasta que llega al final de una temporada. Esto es aplicable tanto al que ve las series “en directo” en la televisión, el que las compra en algún servicio de subscripción o el que las “compra” a través de otros medios.

Todo esto cambió con la entrada en el negocio de la producción propia de la famosa plataforma de video bajo demanda Netflix el año pasado cuando decidió producir una última temporada de la comedia Arrested Development y estrenarla toda del tirón el mismo día. Es decir, el día señalado por Netflix para estrenar la temporada, la publicaron completa. 15 episodios disponibles para que el espectador los vea cuando y como quiera. Esta maniobra se volvió a repetir con el estreno de la versión americana de House of Cards y hace un par de semanas, concretamente el 14 de febrero, volvió a suceder con el estreno de su segunda temporada de dicha serie (por cierto, muy recomendable).

house-of-cards-netflix

En el caso de la segunda temporada de House of Cards, no han sido pocos los que la han devorado en cuestión de horas. Se dice por medios no oficiales, porque la empresa no suele dar datos de audiencias, que el 2% de los abonados vio la temporada completa el mismo fin de semana de su publicación. Eso significa que esas personas estuvieron 13 de las 48 horas que dura un fin de semana, delante de la tele. Mi caso ha sido bastante similar porque hace un par de semanas que empecé a ver la serie y en cuestión de días terminé la primera temporada y ahora me dispongo a devorar la segunda en el menor tiempo posible.

Esta historia tiene toda la pinta de repetirse con el próximo 6 de junio con el estreno de la segunda temporada de Orange is the New Black, en la que se cree que ese dato se verá superado.

¿Cual es el problema? A mi entender, son pocos los contras y muchos los pros de esta manera de emisión, pero entre los contras que encuentro está el de tener que esperar todo un año para disfrutar de la siguiente temporada. Imaginaos por un momento que la HBO decidiera hacer lo mismo con Game of Thrones y publicara el día del estreno la temporada entera. Está claro que yo no dormiría durante varios días pero, el tiempo de espera entre temporada y temporada sería eterno.

Sea como fuere y dejando el romanticismo de la espera entre temporadas a un lado, creo que estamos ante una nueva forma de consumir televisión y sin duda es un aliciente para el espectador que, de esa manera, puede hacerse su propia parrilla seriéfila semanal. Una nueva forma a la que creo fervientemente que va a acabar con el “viejo modelo” de publicación/emisión semanal. Una vez más se demuestra que la difusión por internet es el futuro.

¿Vosotros que opinais? ¿Creéis que estamos ante una nueva televisión?

‘Hot in Cleveland’ renueva por una quinta temporada

Hot in Cleveland

Hot in Cleveland, la sitcom protagonizada por la veterana (y fantástica) Betty White renueva por una quinta temporada. TV Land, la cadena que apostó por la serie y que ha encontrado en ella su mayor éxito lo acaba de anunciar.

Para quien no la conozca, Hot in Cleveland es una sitcom al uso, sin grandes pretensiones. Protagonizada por Valerie BertinelliJane Leeves (Frasier), Wendie Malick (Dame un respiro) y Betty White, la serie ha sabido ganarse un hueco entre la audiencia gracias, como es natural, al tremendo tirón que tiene una de las actrices de comedia más queridas en todo el mundo. De hecho, durante la primera parte de la cuarta temporada, ha promediado la nada despreciable cifra de dos millones de espectadores por semana. Algo completamente inaudito en una cadena tan modesta como es TV Land.

Para Betty White, Hot in Cleveland supuso su vuelta a la televisión tras un largo tiempo retirada (parcialmente) y con alguna aparición esporádica en películas como The Proposal junto a Sandra Bullock. Pero no todo en Hot in Cleveland es Betty White. El trío protagonista, con la fantástica Wendie Malick a la cabeza son el complemento perfecto para la veterana actriz y son el origen de infinidad de situaciones disparatadas.

Una serie sin grandes pretensiones pero que es muy disfrutable para pasar un rato divertido. Eso si, si no te gustan las series con risas enlatadas mejor no te acerques a ella.

Fuente: Entertainment Weekcly

Disney se carga todo rastro de las precuelas de Star Wars

The Clone Wars

Todo parece indicar que tras la compra de Lucasfilm por parte de Disney, ésta, ha decidido mirar hacia delante. Recordemos que la primera decisión que tomó “la casa de Mickey Mouse”, tras anunciar el próximo estreno del Episodio VII, fue retrasar indefinidamente el re-estreno en 3D de los episodios II y III de la saga galáctica.

Pues bien, hoy ha dado un nuevo paso en lo que parece ser una decisión de borrar y terminar completamente con todo el universo creado a partir de las precuelas. ¿Como lo ha hecho? Pues cargándose, es decir, cancelando, el único producto que quedaba y que hacía referencia a dicho universo, la serie de animación de Cartoon Network, The Clone Wars.

La serie, que servía de nexo de unión entre los episodios II y III de la saga, lleva en emisión desde hace 5 temporadas y la verdad, con sus altibajos, la serie es muy disfrutable, sobretodo por parte de los fans de la saga a los que las precuelas, pese a parecernos malas, sabemos sacarles su parte positiva.

Una lástima, pero bueno, también es verdad que me alegra que Disney mire hacia delante y se centre en nuevas ideas para una saga, que en mi opinión, y desde hace mucho tiempo, se encuentra sobre explotada.

Fuente: Entertainment Weekly

FOX renueva ‘The Following’, ‘New Girl’, ‘The Mindy Project’ y ‘Raising Hope’

Raising Hope

Va avanzando la temporada, y pese a que sea relativamente pronto, la Fox ya ha anunciado la renovación de cuatro de sus series: The Following, New Girl, The Mindy Project y Raising Hope.

El caso de The Following, la verdad es que no me sorprende y me alegra. La serie protagonizada por Kevin Bacon, pese a tener algún que otro bajón, ha sido uno de los mejores estrenos de la midseason (estrenos de invierno) y ha sabido enganchar a la audiencia, convirtiéndose en segundo en su franja de emisión. La renovación de The Following supone que tendremos otra tanda de 15 episodios a estrenar, muy probablemente en invierno de 2014.

En cuanto a las comedias New Girl y Raising Hope, es una decisión esperada. Pese a que la segunda empieza a mostrar signos de agotamiento, su divertido planteamiento y el hecho de que tenga una audiencia más que fiel le han valido la renovación. New Girl, por contra, se mantiene en buenísimos datos. La comedia de la “reina hipster”, Zooey Deschanel se encuentra cómoda en la noche de los martes y la audiencia la respalda semana tras semana.

Sin duda, de todas las renovadas, la que más me llama la atención es The Mindy Project. La serie de Mindy Kaling empezó floja, muy floja, hasta el momento en el que la cadena decidió quitarle de delante Ben & Kate (fulminada a las pocas semanas de emisión). A partir de ese momento y gracias al arrastre de New Girl, la serie ha ido ganando puntos de audiencia hasta colocarse en una zona de confort. Además, es una de las favoritas de la crítica estadounidense. Es por ello que se ha ganado una segunda temporada.

¿Que pasa con el resto de series de la cadena? Bones ya fue renovada por una nueva temporada. Touch, con los “datazos” (sarcasmo) que está arrojando cada semana, dudo mucho que llegue a tener una tercera temporada, además, su protagonista ya está coqueteando con otras cadenas para afrontar nuevos proyectos. Glee por su parte, pese a que se espera que regrese con la que sería su quinta temporada, de momento no se sabe nada acerca de su renovación.

Fuente: Entertainment Weekly

‘Downton Abbey’, una baja inesperada, un regreso y algunos fichajes

Downton Abbey

OJO SPOILERS. Esta entrada contiene información acerca de hechos acontecidos en la tercera temporada. Si no la has visto, os aconsejamos que no sigáis leyendo.

Es curioso, ha sido terminar de emitirse Downton Abbey en tierras estadounidenses y las noticias acerca de la cuarta temporada han empezado a correr como la pólvora.

Hace poco más de una semana conocíamos la noticia de que Lily James, que interpreta a la joven y alocada Rose, se convertía en personaje regular a partir de la cuarta temporada. Esa noticia venía a calmar un poco los ánimos después de las sonadas marchas de Dan Stevens y Jessica Brown Findlay durante la tercera temporada.

Sarah O'BrienPues bien, parece que los sobresaltos todavía no han terminado ya que este fin de semana se ha conocido la noticia de la marcha de Siobhan Finneran. Así de primeras el nombre seguro que no os dirá nada, pero si os digo que interpreta a Sarah O’Brien, la doncella de Lady Grantham, ahi la cosa ya se pone un poco más seria.

Al parecer, la actriz ha declinado aparecer en la nueva temporada, por lo que su personaje no aparecerá ni un solo minuto más. ¿Como lo van a justificar? Pues con el salto en el tiempo que existe entre temporada y temporada. Así que Miss O’Brien, simplemente desaparecerá.

Es una lástima porque pese a ser en ocasiones despreciable, el personaje de Sarah O’Brien era uno de los más representativos dentro de la serie y uno de los que más juego daba, pese que siempre era para mal. Así y todo, creo que la echaremos bastante de menos.

Pero bueno, como todo no puede ser malo, todavía hay esperanza para la serie. Dicha esperanza se ha materializado en un regreso importante y en varios fichajes.

El regreso es el de Shirley MacLaine, quien regresa a Downton Abbey para retomar su fantástico papel de Martha Levinson, la madre de Cora. Una fantástica noticia, si tenemos en cuenta que sus duelos en pantalla con la gran Maggie Smith fueron de lo mejorcito de la pasada temporada.

Tom Cullen

En el apartado de nuevas incorporaciones a la serie hay una que destaca sobre las demás. El actor británico Tom Cullen, se incorpora a la serie interpretando a Lord Gillingham, un viejo amigo de la familia con una historia (amorosa) de juventud con Lady Mary (Michelle Dockery). Evidentemente, la llegada de Cullen viene a cubrir el hueco de Dan Stevens en el corazón de la primogénita de los Grantham.

Todavía no hay fecha de estreno para la cuarta temporada de Downton Abbey, pero si nada falla, la nueva tanda de episodios llegará en otoño al Reino Unido. Estaremos esperando.